Volver
21124401

Un partido inteligente

En esta nueva sección de Código Quemero, un periodista identificado con el rival de turno analizará el desempeño de Huracán en cada partido. En esta oportunidad, el triunfo por 1 a 0 ante River, en San Juan.

“Huracán hizo un partido inteligente”. Esta frase de Marcelo Gallardo resume en pocas palabras la labor del Globo, que a pesar de la dura derrota y eliminación de la Copa, sacó pecho y levantó una nacional, mirándole la cara a River, a un equipo que tuvo un 2014 excepcional y que este año quiere volver a parecerse a aquel.

La clave del conjunto de Apuzzo pasó por la vuelta -esperadísima- de Espinoza (y justo atacar por la espalda de Vangioni, sector más sensible de la Banda), el relojito de Vismara y el salvador -bien copero- de Marcos Díaz. Sin olvidar, claro, el gol tempranero de Puch, Edson, eh, el asesino de River. El que dio serenidad, y tras el paso del tiempo, seguridad de que este Millo no es el mismo de hace unos pocos meses. No la mete tan rápido. Si le cerrás un poco los espacios, da vueltas y vueltas (con intensidad, sí) pero sin efectividad.

Y eso hicieron los jugadores quemeros, con la orden del DT que logró sacar nuevamente las sonrisas de todos los hinchas del Globo y que sacudan como perro los dolores previos.

La “inteligencia” pasó por meter un gol en el primer tiempo, que fue clave. Desesperar a River, también. Cerrarle los caminos, sí. Aprovechar la velocidad de Espinoza, la garra de Vismara, la varita mágica de Marcos Díaz. Y eso pasó en la teoría de Apuzzo y en la práctica del Globito. Un equipo que en este partido tuvo inteligencia, que merece más de lo que tiene y, claro, que necesita, implora, lágrimas de emoción por un título del que puedan festejar en el Obelisco.

Por @martomuti, hincha de River y periodista del Diario Clarín.