Volver
olimpo-huracan-1920-2

En coma

Huracán cayó ante Olimpo por 3 a 1 y quedó a un punto del descenso con tres partidos por jugarse. La situación es demasiado crítica: reaccionen.

Momentos. Cuanto de eso hay en el fútbol, y cuantos desaprovecha Huracán. Cuando no le saca el jugo suficiente a nivel institución a dos títulos que cayeron del cielo, cuando no se administra bien económicamente en el momento que más dinero tiene, etc.

En Bahía, Huracán también tuvo su momento, y no lo aprovechó. Cosa que sí se ocupó de hacer Olimpo, amén de la polémica arbitral que SIEMPRE es en contra del Globo- ojo, no es el motivo excluyente del momento de los dirigidos por Azconzabal.

De arranque golpeó el Globo. Y pudo liquidarlo dos veces en una misma jugada: Briasco tardó un año, y Romero Gamarra tiró a las nubes el rebote que era aún más claro para definir.

Luego de eso, el vendaval que nos deja a un punto del descenso: error de Pitana, HORROR de Marcos Diaz (uno más y van…) y un rebote que favoreció al aurinegro. Tres jugadas distintas con un mismo resultado: gol de Olimpo. Y después de eso? 45 minutos para cambiar un resultado en donde no se creó ni una chance clara.

Vamos al grano. El podio lo forman tres puestos pero hoy, por más que intentamos, sólo encontramos dos.

1- Pussetto: Por lejos, el más desequilibrante. Dañó cada vez que encaró, sobre todo en el primer tiempo. Es un refuerzo clave para lo que viene.

La segunda y última es que, a pesar de todo, Huracán sigue dependiendo de Huracán. Aunque… hasta dónde es eso un aspecto a destacar?

Están de paso. Jueguen los últimos tres con un nivel acorde a sus sueldos y sigan su rumbo. Y nosotros, como hinchas, asumamos nuestra responsabilidad: el capitán se jactó de pertenecer a un plantel que hace “historia en el club” por eliminar a un equipo semi amateur venezolano.
Hay que saber en qué momento aplaudir y a quienes. Porque ese es otro momento que define esta.